En medida que vengan a la memoria iremos rellenando estos renglones: Juró lealtad al sistema en el evento de Chacarillas. Hoy ha perjurado usando su chaqueta al revés, la misma de siempre, esa, con forro impermeable. Bombardeo las nubes con sales de plata y no llovió. Armó albergues para perros finos. Intentó enfrentarse a la delincuencia sin tocar a la que le rodeaba: vociferó “cuidado con los ladrones”. Armó un museo de cera y reservó su figura con la banda tricolor, (dicen que la dejó de recuerdo guardada en el closet del subterráneo). Trajo arena, la desparramó formando playas falsas. Armado con una Polaroid se ha fotografiado por años con los transeúntes…, (y lo seguirá haciendo), y armando todas estas “cositas” estuvo soñando desde ese municipio, con llegar a la presidencia. En una ocasión por varias noches su comuna quedó sin luz, él contrató un servicio hotelero para mandar a dormir a los adultos mayores, esto, con cargo a ésa empresa de servicios de distribución eléctrica.
Se nos viene a la memoria la cancha de patinaje en hielo. Por ahí hay fotos en las que se le puede ver disfrazado de aimara, o bailando, alrededor de un sagrado canelo mapuche, “vendiendo esas pomadas”. Se le vio en la tele, autografiando con su puño y letra los muslos de las chicas semi piluchas de un café con piernas; afirmo que estas “cositas” no son oportunismo. Desde ese municipio ha seguido construyendo su trampolín, (a pesar de haber perdido las anteriores presidenciales). El caso es que siempre dijo: “No tener aspiraciones políticas”, desde su juramento a la extrema derecha dictatorial, en esta ocasión, se dijo social demócrata; “y que le fascinaba ser (sólo) alcalde”. La verdad aunque lo niegue, siempre andará tras esa mariposa negra, que lleva en su hombro, esa que vuela en las oscuridades trayendo malos presagios.
Siendo según como ha reafirmado, fiel seguidor de una intransigente rama de una conocida religión, aseguró “que prefería ver crecer un niño en el hogar de una pareja homosexual que en ese horrendo servicio para menores”.
Efectuó la persecución de los murciélagos. Instaló botones de pánico. Se le destituyó como ministro de educación, habiendo sido decano de una conocida Universidad, de la que se dijo, fue socio, las razones quedaron a la vista; promovió la buena educación para los que pueden pagar y él lucró. Vendió el derecho de agua municipal a la transnacional. Instaló globos vigilantes, y piloteó drones para defender su municipio de la delincuencia. Ha prometido ser panelista de todos los matinales para entretención de las señoras Juanitas. A él le dicen “el veneciano”, siempre anda de canal en canal, bogando con remos chuecos. Siempre…, los canales han estado a su disposición.
En estos días nuevamente le arreglaron “esas” encuestas para marear a quienes no han recibido educación cívica, a los independientes y a los indiferentes. Él con su mismo rostro de madera confeccionado en pino de pallet sin cepillar donado por las forestales, siguió lanzando sus sonrisas de Guasón y prometiendo (dicen cometarios muy serios), que si hubiera logrado el más importante cargo gubernamental, habría ordenado confeccionar donde los comunistas-capitalistas, en muy buen material plástico, parejas de carabineros inflables, para destinarlos al servicio de la ciudadanía en cada hogar y así proteger de la delincuencia a la familia chilena. Alguien, en esa oportunidad, desde la cuneta, le insinuó que en ese proyecto también incluyera confeccionar algunos generales flotantes para que resistan todas las corrientes de la inmundicia politiquera, y a construir calabozos transparentes para que se vean a la luz los culpables de las aberraciones de esos generales ladrones, todo, por supuesto con cargo al fondo de la Subsecretaría de la Prevención del Delito, y el Consejo para la Transparencia. (Y,ß también, no hay que olvidar que él…, patentó la receta para que una familia de cuatro integrantes pueda sobrevivir con dos mil pesos al día…) Este ciudadano cosista, quería ser presidente…, con tu voto.
No afirmar que su gran objetivo sería guardar fielmente el legado del sistema que recibiría de manos del maestro, para continuar vacunando con mentiras y abusos, como han hecho históricamente, (la asociación con la vacunación del Covi 19, con esta “cositería”, es pura coincidencia). “Pero ese negocio de vacunas y respiradores y otros… como el espacio Riesco se destapará”. Existen esos pueblos que les gustan los gobernantes “cositeros”, y disfrutan del atraso cultural y el subdesarrollo xenomaníacamente.
Estos expertos en “cositerías” se ven por todos lados, con más o menos luces se repiten en algunos fríos lugares, como repartiendo tajadas de torta y haciendo aspavientos de generosidades, abrazos y sonrisas… ¿Quiénes son los que entran en el juego y se dejan “cositar” por su ingenuidad?
Otros, por estos lados nuestros prometen la igualdad, arreglo de pensiones, grandes impuestos, beneficios ideales; pero ni uno solo de estos prometedores “cositeros”, habla de producción inteligente y para financiar estos proyectos, solamente esperan que vengan otros a hacer el milagro de producir, y explotar lo no renovable. (Perdimos como nación la ilusión de ver impresa la satisfacción de decir MADE IN CHILE). ¿A quién creerle? ¿Existe algún político o gobernante que pueda explicar públicamente de lo que realmente somos dueños como Estado?, ¿de los bienes naturales y productivos? ¿Qué hicieron con el poder productor del país? ¿Tendremos que vivir del IVA que generan las importaciones? Y quién de estos explica las verdaderas razones por las que se venden y privatizan derechos del Estado, en gestiones de media noche. Y en el desarrollo de esas truculentas gestiones, todos, han hecho y seguirán haciendo mutis por el foro… ¿Por qué se habla en el discurso de dignidad nacional si somos una agrupación humana dependiente y tributaria a maniobras extranjeras en grado extremo, aceptadas y estimuladas por la histórica dirigencia política; y siguen mintiendo ¿cuántos de estos se han enriquecido históricamente explotando las debilidades de la ciudadanía? Todos, desde la Independencia han dicho y dicen estar a disposición y al servicio de la patria y del pueblo, (salvo honrosas honorables excepciones). Ya se verá venir la lluvia de dinero externo y sibilino, que circulará para la primera y segunda vuelta.
Si eres consumidor de ésta “cositería”, no reclames, eres cliente. Con el futuro no se juega. Sin producción no hay solución.

TODO POR LA AUTONOMÍA POLÍTICA Y ECONÓMICA DE MAGALLANES

El Fort�n del Estrecho