A la hora de la actividad física algunos hábitos alimenticios permiten rendir mucho más.

En líneas generales una alimentación equilibrada es suficiente para mantener las necesidades energéticas de quienes hacen deporte. No obstante, en determinadas disciplinas hay que realizar ciertas modificaciones en la dieta.

De BUENA SALUD
Hace bien leerla

CICLISMO
1.-Es muy importante la ingesta de hidratos de carbono, como ocurre con toda actividad aeróbica.
2.-La hidratación también debe ser vigilada: beba un mínimo de dos vasos de agua cada hora.
3.-Si la práctica dura más de dos horas y media, hay que ingerir calorías extra mediante barras de cereal o chocolates, ya que estos te permiten seguir pedaleando.

TRABAJO CON PESAS
1.- La cantidad de proteínas debe ser suficiente y variada pero no excesiva (como se cree en muchas salas de musculación).
2.- Tampoco es conveniente consumir preparados para aumentar los músculos.
3.- Entre series, HAY QUE HIDRATARSE, incluso si no se tiene sed.

AEROBIC
1.- El aerobic, requiere de un aporte vitamínico completo para mantener el metabolismo en buena forma; es muy bueno aumentar el consumo de rutas variadas. Comer una fruta después de la práctica, permite incorporar líquidos, fibra y tiene una función antioxidante.
2.- La hidratación es conveniente hacerla con líquidos ricos en hidratos de carbono.

FOOTING
1.- La ingesta de hidratos de carbono debe ascender al 60% en la alimentación, si se practica al menos tres veces por semana.
2.- Las bebidas para deportistas son excelentes, porque aportan minerales y sales invertidas en el esfuerzo.
3.- Si se compite no hay que excederse en la ingesta de hidratos para evitar molestias intestinales.

El Fortn del Estrecho